Diabetes

Diabetes

En las personas con diabetes es muy importante tener un buen control de los niveles de glucosa en sangre (glicemia). Cuando los niveles de glicemia están bien controlados se reduce el riesgo sufrir complicaciones agudas y crónicas de la diabetes.

Podemos lograr un buen control de la glicemia a través de un plan de alimentación que sea agradable y saludable a la vez, un plan de actividad física, un estilo de vida más activo y tratamiento farmacológico con supervisión médica.

En la persona con diabetes evaluamos el estado metabólico, el peso corporal, el estilo de vida y hasta el ambiente que lo rodea, para poderle ofrecer el tratamiento más completo y efectivo.

Un buen control de la diabetes mejora la salud, los años de vida y la calidad de vida.